+ 34 609 15 72 00

+ 34 629 06 06 83

Casa con piscina privada

piscina

Tener piscina privada en tu casa es, simplemente, la perfección. Llegar en verano con el calor y sofoco del trabajo y darte un baño antes de comer o por la tarde es una auténtica gozada. Las tardes de verano de tus hijos se volverán de lo más divertidas cuando sus amigos vengan a casa para bañarse y jugar en el jardín y para los padres siempre da tranquilidad tener a los pequeños al alcance de la vista y así evitar percances innecesarios.

La piscina cuenta con un foco que la ilumina por la noche y le da un toque muy elegante al jardín, por ende, a toda la casa. Bañarse a la hora que quieras, y como quieras, ya no será un problema porque la piscina es tuya. Olvídate de las aglomeraciones, los ruidos y los horarios de las piscinas públicas y comunitarias.

casa con piscinaEl porche que está al lado, con una pequeña barra, se convierte en el lugar perfecto para tomar el aperitivo antes de la comida o la cena. Las barbacoas en casa ya no volverán a ser lo mismo, ya que el calor de la brasa y el sol de verano, se pueden contrarrestar rápidamente con un bañito.

Sin duda, la piscina fue una de las mejores inversiones que hicimos a lo largo de los años que hemos vivido en la casa ya que nos proporcionó independencia y elevó aun más, si cabe, la calidad de vida de nuestra familia.